El Sulcis, No es región para jóvenes.

 

La Región del Sulcis es un territorio de la provincia Sulcis-Iglesiente, en la isla de Cerdeña, Italia. Esta Región antaño fue un motor económico de la zona que albergó una floreciente industria minera y que coloco al territorio como una de los más activos en cuanto a creación de empleo.La industria se fue, y con ella la esperanza de futuro de una provincia que cuenta los días y los años a la espera de un nuevo modelo económico que no termina de llegar.

Los diferentes gobiernos centrales solo han sabido taponar el problema a medias, repartiendo subsidios de desocupación a largo termino para los antiguos trabajadores de la industria minera. El problema es que los años han pasado y ahora los hijos y los nietos de estos parados de larga duración reclaman un espacio en el mundo laboral, que no llega por ningún sitio, con una tasa de desempleo juvenil cercana al 75%

El territorio sufrió un gran degrado por las actividades de extracción de mineral y carbón, cosa que aun hoy día se produce, aunque esto no repercute en la creación de puestos de trabajo. Por este motivo, la industria turística no es proclive a desembarcar, ya que a nadie le gusta veranear al lado de una columna de humo.

Las iniciativas emprenditoriales locales son muy tímidas y no están englobadas en un plan regional o estatal que haga concentrar todos los esfuerzos hacia un objetivo común. Esto supone que, la mayoría de las veces, las experiencias laborales se cuentan por fracaso, reforzando la idea de que es mejor no hacer nada.

Los jóvenes locales se ven avocados a emigrar o al trabajo de subsistencia dentro de una economía local que aun depende de la pastoricia y la cría de ganado. El queso, otra de las industrias tradicionales, ya no cubre los precios de producción por la bajada del precio de la leche y las pequeñas iniciativas agrícolas con distribución en cadenas a km0 son hasta ahora las soluciones más dignas de quien decide quedarse.

Evidentemente, los problemas ligados al desempleo también han llegado. Es conocido por todos los problemas de alcoholismo y adicciones de muchos de los jóvenes y no tan jóvenes de la zona. Además, las actividades delictivas como pequeños robos, actos vandálicos y venta de droga a pequeña escala, están haciendo mella en una sociedad de gente trabajadora, que ve como lo mejor de su nueva generación se ve abocada a emigrar para no volver.

Paradójicamente, estamos hablando de un territorio abierto al mar en una de las islas con mas recursos naturales, paisajísticos y turísticos del mediterráneo, pero que, por algún motivo, no ha sabido integrar toda esa riqueza y sacarle mayor beneficio.

El asistencialismo fue una solución temporal que se terminó por convertir en perpetua, pero que no sirve a las nuevas generaciones. Estamos ante una situación crítica cuya solución pasa por aunar esfuerzos desde las instituciones y desde la iniciativa privada. Esperemos que, en los próximos años, esta bellísima región vea llegar a las personas adecuadas a los puestos justos.

Be Sociable, Share!